POSE reducción de estómago sin incisiones

  • Financiación a tu medida, hasta 60 meses.
  • Reducción de estómago por vía oral
  • Sin incisiones
  • La opción más segura para tratar el sobrepeso y la obesidad

POSE reducción de estómago sin incisiones

  • Financiación a tu medida, hasta 60 meses.
  • Reducción de estómago por vía oral.
  • Sin incisiones.
  • La opción más segura para tratar el sobrepeso y la obesidad.

La llegada del método POSE ha hecho posible lo que hasta hoy era impensable: realizar una reducción de estómago por vía oral y sin incisiones. Ahora, médicos y pacientes cuentan con esta nueva técnica que se presenta como la opción más segura para tratar el sobrepeso y la obesidad.

El método POSE o reducción de estómago sin incisiones se presenta como la opción quirúrgica de menor riesgo, menos invasiva y más segura para tratar el sobrepeso. La intervención se realiza por vía endoscópica, sin incisiones, y consiste en realizar una serie de pliegues en estómago que reducirán la capacidad de este provocando así no tener tanta hambre y por lo tanto comer menos.

Además, no solo se reduce el tamaño del estómago, sino que además se modifica la motilidad de este y se altera la función hormonal que tiene en el proceso digestivo. De esta manera, el estómago se vacía más lentamente, con lo cual la sensación de saciedad es mayor y se produce antes. Al estar saciado antes y con menos cantidad de comida, la persona conseguirá con una buena alimentación, perder peso efectivamente y mantenerlo en el tiempo.

Características del método POSE:

  • Se realiza por vía oral.
  • No provoca molestias.
  • No deja cicatrices externas.
  • No requiere el ingreso del paciente.
  • En 24 horas el paciente podrá incorporarse a su actividad habitual.
  • Resultados duraderos en el tiempo.

¿Qué es la reducción de estómago o método POSE?

La reducción de estómago sin incisiones, método POSE, es uno de los métodos más efectivos en la pérdida de peso. Con este método, se consigue disminuir la capacidad del estómago lo que provoca que la sensación de hambre sea menor y se consigue estar saciado antes, por lo que el paciente así comerá menos.

La reducción de estómago se realiza a través de la boca, sin realizar ningún tipo de incisiones. El tratamiento no es totalmente invasivo, y no provoca dolores ni molestias para el paciente.

Como en cualquier método para adelgazar, es importante mantener una dieta sana así como unos hábitos de vida saludables para conseguir perder de peso de manera progresiva de manera que esta pérdida de peso se mantenga en el tiempo.

¿Cómo se realiza la reducción de estómago o método POSE?

La reducción de estómago sin incisiones o método POSE se realiza enteramente por vía oral. Se realiza mediante una simple endoscopia. La endoscopia tracciona la mucosa y la capa muscular. Posteriormente se realiza una serie de pliegues en el fundus del antro gástrico para modificar el tamaño, la forma y la capacidad del estómago. Finalmente, se fijan los pliegues con unas suturas de anclaje que están diseñadas para su permanencia a largo plazo.

El procedimiento es reversible, es decir, que aunque las suturas en los pliegues pueden permanecer durante toda la vida en el estómago sin problema, si fuera necesario y el doctor lo recomienda, es posible deshacer los pliegues y de esta manera devolver el estómago a su estado original.

El objetivo es generar sensación de saciedad para que el paciente se sienta satisfecho ingiriendo menos cantidad de alimentos.

La duración del tratamiento es de unos 30-40 minutos y se realiza bajo anestesia general. Es un método mínimamente invasivo donde no hay incisiones ni heridas externas, por lo que se considera una intervención de bajo riesgo.

Tras la intervención, el proceso de recuperación es muy rápido y poco molesto pudiendo recuperarse la actividad normal en 24 horas. No es necesario el ingreso hospitalario aunque el doctor determinará en cada caso si es necesario un tiempo de hospitalización.

¿Cuánto dura el procedimiento de reducción de estómago o método POSE?

La intervención tiene una duración de entre 30 y 40 minutos aproximadamente. Además, al ser una técnica mínimamente invasiva, solo requiere unas horas de recuperación y control, por lo que no es necesaria la hospitalización, a no ser que el médico indique lo contrario. Normalmente, el paciente podrá estar en el mismo día de alta en casa y recuperar su vida normal e incorporarse a sus actividades diarias en tan solo 24 horas.

Recuperación tras realizarse la reducción de estómago o método POSE

Al ser un procedimiento de poco riesgo y donde no quedan cicatrices externas ni hay incisiones, el proceso de recuperación es muy rápido y no es molesto ni doloroso. La recuperación del paciente es rápida y podrá realizar su vida normal en unos días tras la intervención, incluso en 24 horas, aunque depende de cada caso. Para facilitar la recuperación es importante seguir una dieta especifica, que los profesionales le proporcionarán, durante los primeros días para adaptar el estomago a la nueva situación.

¿Qué se consigue con la reducción de estómago o método POSE?

Con este método de pérdida de peso, se consigue modificar el tamaño y disminuir la capacidad del estómago, provocando que la sensación de hambre sea menor y así se consigue estar saciado antes.

Con la reducción de estómago la persona se quitará todos los kilos que le sobran y esto le proporcionará una mejora en salud y calidad de vida, y como no, una mejora física.

¿Para quién es adecuado el método POSE?

La reducción de estómago sin incisiones no se recomienda para personas con obesidad mórbida. Suele recomendarse para personas con un exceso de peso de entre 15 y 35 kg, es decir, está indicada en aquellos casos en los que el paciente presenta un Índice de Masa Corporal (IMC) desde 27 a 40 y que no se ha conseguido bajar de peso ni con dietas ni ejercicio.

También está recomendado para aquellos pacientes que han recuperado peso después de haber realizado un tratamiento de balón intragástrico o que no desean someterse a una cirugía mayor.

¿Cuánto peso se puede llegar a perder con el método POSE?

Con el POSE se puede esperar un adelgazamiento de entre el 45% y el 55% del exceso de peso, aunque depende de cada persona y del estilo de vida que lleve tras la intervención. Los pacientes suelen comenzar con la pérdida de peso durante las 4 primeras semanas posteriores al procedimiento que es cuando empiezan a sentir la sensación de plenitud.

¿Se puede comer de todo con el método POSE?

Tras la intervención no se puede comer de todo, de hecho los primeros días el paciente debe realizar una dieta proporcionada por el médico, ya que determinadas comidas o excesos, pueden ser peligrosas debido al nuevo tamaño del estómago.

Ventajas del método POSE

El método POSE presenta muchas ventajas con respecto a otros métodos o cirugías de adelgazamiento existentes. Aunque las cirugías son muy efectivas, conllevan un mayor riesgo y una recuperación mas dolorosa con respecto al método POSE, que si se realiza adecuadamente y se siguen las dietas y los hábitos de alimentación adecuados, proporcionarán resultados altamente satisfactorios.

Las ventajas del de ventajas del método POSE o la reducción de estómago son:

  • La intervención se realiza por vía oral y se realiza mediante una simple endoscopia.
  • La intervención no es dolorosa.
  • No es necesaria ninguna incisión ni provoca heridas externas.
  • No hay riesgo de infecciones ni suele haber complicaciones.
  • El tiempo de recuperación es muy rápido.
  • No requiere hospitalización.
  • No hay molestias tras la intervención.
  • La intervención no deja cicatrices.
  • Recuperas tu vida cotidiana en unos días.

Riesgos o contraindicaciones del Método POSE

No existen contraindicaciones ni se han descrito complicaciones tras someterse a esta intervención.

¿Qué ocurre después de la reducción de estómago o método POSE?

Tras la reducción de estómago, el proceso de recuperación es muy rápido pudiendo recuperarse la actividad normal en 24 horas. Normalmente no es necesario el ingreso hospitalario.

Para alcanzar unos resultados óptimos, como en cualquier método de adelgazamiento, la reducción de estómago sin incisiones debe ir siempre acompañada de un programa de reeducación de hábitos alimenticios y de estilo de vida. Tras la intervención se realizará un seguimiento de los profesionales para ver los resultados y para proporcionar unas pautas de alimentación y de forma de vida saludables para lograr conseguir mayor pérdida de peso o para lograr mantener el peso y no ganar los kilos ya perdidos.

No se trata de estar a dieta de forma permanente, el objetivo es buscar un equilibrio combinando una alimentación sana y variada con un estilo de vida saludable.

Resultados del método POSE

Los resultados del método POSE son muy satisfactorios. La mayoría de los pacientes quedan altamente satisfechos con la intervención y consiguen perder los kilos de sobra. Después de realizar la reducción de estómago, se espera la perdida de peso del paciente desde el primer día que ira incrementándose con el tiempo. La pérdida de peso dependerá en gran medida de la adaptación del paciente al nuevo estilo de vida y de los nuevos hábitos alimenticios.

Los pacientes empiezan a perder peso desde el siguiente día tras la intervención y, como en cualquier método de adelgazamiento, la pérdida de peso se incrementará con el paso del tiempo. Para mantener la pérdida de peso a largo plazo, es necesario acompañar la intervención, del seguimiento de los profesionales, que proporcionarán las herramientas necesarias y darán las pautas a seguir para la reeducación de los hábitos alimenticios del paciente y así adquirir nuevos hábitos de alimentación y de estilo de vida más saludables para no recuperar el peso perdido y conseguir adelgazar más.

¿Cómo obtener más información sobre la reducción de estómago sin incisiones?

Si desea más información, recomendación de nuestros especialistas o desea obtener presupuesto sin compromiso sobre la reducción de estómago o sobre cualquiera de nuestros tratamientos, puede contactar con nosotros a través de nuestra página web, https://www.clinicadasha.com rellenando el formulario, podemos llamarle de forma gratuita, puede contactar cuando desee a través del teléfono 900 902 790, desde cualquiera de nuestras redes sociales, mediante correo electrónico o en cualquiera de nuestras clínicas personalmente y nuestro equipo estará encantando de atender su consulta.

——————————————————————————————-

La llegada del método POSE ha hecho posible lo que hasta hoy era impensable: realizar una reducción de estómago por vía oral y sin incisiones. Ahora, médicos y pacientes cuentan con esta nueva técnica que se presenta como la opción más segura para tratar el sobrepeso y la obesidad.

  • Por vía oral
  • Sin molestias
  • Sin cicatrices externas
  • Sin ingreso
  • En 24 horas podrá incorporarse a tu actividad habitual
  • Resultados duraderos

La reducción de estómago sin incisiones se realiza enteramente por vía oral mediante una simple endoscopia y consiste en realizar una serie de pliegues en el fundus del antro gástrico para modificar el tamaño, la forma y la capacidad del estómago. El objetivo es generar sensación de saciedad para que el paciente se sienta satisfecho ingiriendo menos cantidad de alimentos.

Imagina cómo será tu vida tras desprenderte de todos esos kilos de más de una vez por todas. Mejorarás en salud, en calidad de vida y te verás mejor. Con el método POSE tienes la oportunidad de retomar el control de tu vida, perder el peso que te sobra y adoptar unas pautas más saludables en tu día a día

image002

Sobre el procedimiento

La duración del procedimiento es de unos 30-40 minutos y se realiza bajo anestesia general. Como se trata de una técnica mínimamente invasiva, está considerada de bajo riesgo y no es necesario el ingreso hospitalario.

El procedimiento es sencillo: El endoscopista tracciona la mucosa y la capa muscular de la zona elegida. Posteriormente, mediante una pinza de sujeción, el facultativo pellizca ampliamente la zona realizando así un pliegue. Finalmente, el pliegue se fija con unas suturas de anclaje especialmente diseñadas para su permanencia a largo plazo, producidas con materiales familiares como el poliéster y el nitinol. Generalmente se realizan (+-9 pliegues) en el fundus gástrico y(+-3) en el antro pilórico.

Asimismo, al no haber incisiones ni heridas externas, el proceso de recuperación tras el POSE es muy rápido y poco molesto. De hecho a las 24 horas podrás retomar tus actividades habituales con normalidad. Durante los días posteriores a la intervención, deberás seguir una dieta similar al régimen habitual que se prescribe tras una cirugía de la obesidad convencional.

Preguntas frecuentes

¿El método POSE es adecuado para mi?

La reducción de estómago sin incisiones está indicada en aquellos casos en los que el paciente presenta un Índice de Masa Corporal (IMC) desde 27 a 40 y que no se ha conseguido bajar de peso ni con dietas ni ejercicio.

También está recomendado para aquellos pacientes que han recuperado peso después de haber realizado un tratamiento de balón intragástrico o que no desean someterse a una cirugía mayor.

¿Cuánto puedo llegar a perder?

Con el POSE se puede esperar un adelgazamiento del 45% – 55% del exceso de peso. Los pacientes suelen comenzar con la pérdida de peso durante las 4 primeras semanas posteriores al procedimiento que es cuando empiezan a sentir la sensación de plenitud.

¿Tendré que seguir alguna dieta después del POSE?

Para alcanzar unos resultados óptimos, la reducción de estómago sin incisiones debe ir siempre acompañada de un programa de reeducación de hábitos alimenticios y de estilo de vida. No se trata de estar a dieta de forma permanente, el objetivo es buscar un equilibrio combinando una alimentación sana y variada.

¿TE PODEMOS RESOLVER ALGUNA DUDA? CONTACTA SIN COMPROMISO

Clínica a la que te diriges:

Deseo recibir ofertas exclusivas

TRATAMIENTOS RELACIONADOS

Tratamientos relacionados
1
!Hola! ¿Podemos ayudarte en algo desde Dasha?
Powered by